Musicándote » Géneros musicales » Música instrumental

Música instrumental


El día de hoy hablaremos acerca de un género que seguramente, no te será del todo desconocido. Se trata de la música instrumental que tal y como su nombre lo indica, se ejecuta enteramente a base de instrumentos, sin ningún tipo de acompañamiento vocal. Las melodías carecen de la composición de una letra, sin que por ello resulten de menor calidad a las canciones que normalmente, podemos escuchar en los medios de comunicación o espectáculos.

instrumental

De hecho, la música instrumental puede llegar a ser tan apasionante como cualquier canción de moda. Muestra de ello es el hecho de que todas las personas, recuerdan al menos una pieza catalógada de esta manera; pues este tipo de sonido es indispensable como fondo para muchas películas y series de televisión.

No es de extrañarse por eso, que podemos sentarnos a disfrutar de una composición llevada a cabo totalmente por instrumentos, tal y como se hace con alguna que nos llegue debido a su letra.

A pesar de que el término primeramente, nos puede hacer pensar en la música clásica, lo cierto es que hay diversos géneros que han probado suerte con un desempeño puramente instrumental. Entre ellos se encuentran el jazz, el rock y la electrónica.

A continuación, podrás mirar algunos ejemplos de piezas memorables en cada uno de ellos.

Rock

Este es un género que abarca varios subgéneros, como el punk, el metal y el trash entre otros. Es por ello que podemos encontrarnos con piezas instrumentales muy variadas, pero que se han convertido en verdaderos clásicos para los adeptos a este estilo.

“Any colour you like”, es una canción del grupo británico Pink Floyd; uno de los más importantes en la década de los 70. Esta composición que forma parte de uno de sus álbumes más célebres, The Dark Side of the Moon, es una de las mejores muestras del rock psicodélico e ideal para escuchar mientras se está leyendo o estudiendo, ya que la cadencia de sus notas invita al oyente a relajarse y abrir la mente.

Cuando hablamos de bandas clásicas de rock, una de las más recordadas es Led Zeppelin, que aún hoy en día sigue siendo motivo de disfrute para muchos rockeros por sus inigualables aportes al género. También proveniente de Reino Unido, toma su lugar en el tema de hoy con la canción “Moby Dick”. Merece especial atención el solo de batería ejecutado por el músico John Bonham.

En los 90, una nueva banda de metal surgiría con toda su fuerza dejándonos otra excelente pieza de rock instrumental. Metallica definitivamente es famosa por grandes éxitos como Master of Puppets, canción que le da nombre al albúm del cual proviene la canción “Orion”, que puedes escuchar enseguida.

Jazz

Pasamos del rock a un género igual de importante en el ámbito musical, y que tiene grandes aportaciones instrumentales. El jazz, nacido previamente al comienzo del siglo XX y que surge como una manera de fusionar los ritmos africanos con los sonidos occidentales y europeos.

Uno de los mejores exponentes de la música instrumental de jazz, fue Glenn Miller, quién marcó una reconocida trayectoria en su tiempo junto a su grupo The Glenn Miller Orchestra. “In the Mood”, es una de sus canciones más conocidas y una gran pieza musical para bailar al estilo del swing; en cuya era este músico se destacó de manera especial.

“Feel so good” de Chuck Mangione, es otra gran muestra de lo que es el jazz instrumental. Esta pieza, con tintes de funk y soul, destaca por la interpretación del saxofón en una composición que nos invita a olvidarnos de los problemas y pasar un buen rato, tal y como su nombre lo indica.

Finalizamos en este género con “Take five”, del jazziste Dave Brubeck, una de los melodías más características del jazz y bien conocida en distintas partes del mundo. Una vez más se impone el sonido suave del saxofón, tan presente en el estilo que acabamos de revisar.

Electrónica

Este género más reciente, se apoya en la utilización de instrumentos electrónicos y dispositivos tecnológicos como las computadoras y los sintetizadores de sonido, para desarrollar canciones modernas y melódicas. En lo que respecto a la música instrumental, es un estilo que nos obsequiado con diversas piezas, que son tan inolvidables como cualquiera de las anteriores.

Una de las más profundas es “Children”, por el músico Robert Miles, y que es su más famosa melodía. El toque del piano, haciendo contraste con un fondo en que el que se distinguen sonidos electrónicos, hace de esta pieza algo melancólico y a la vez sublime, que vale la pena escuchar de manera concentrada.

En la electrónica, uno de los artistas más destacados es Armin Van Buuren, DJ proveniente de los Países Bajos y reconocido internacionalmente. “Song for the Ocean”, es una versión instrumental de la canción “Wait for you” y un gran sencillo para oír, lleno de fuerza y energía. A pesar de que lo acompaña una voz femenina en ciertas partes, carece de letra, por lo que bien podría catalogarse dentro del gran género que nos ocupa hoy.

Música clásica

La mejor música instrumental proviene de piezas de música clásica, que son capaces de transportarnos a mundos y escenarios diferentes con el poder del sonido. Varios músicos importantes como Beethoven y Mozart pertenecen a este tipo y nos legado hermosas canciones, que aún en la actualidad, son un icono de la cultura universal.

La clásica “Fur Elise” de Ludwig Van Beethoven, es una canción melancólica y optimista al mismo tiempo, que alcanza su clímax en una melodía más oscura y severa. Ampliamente conocida a nivel mundial e infaltable para cualquier amante de la buena música.

Una de las composiciones más bellas a nivel universal, es “El lago de los cisnes” de Tchaikovsky. Y el vals que escribió expresamente para este reconocido ballet, puede que también te suene muy familiar.

Dentro de la música instrumental clásica también entra una pieza magnífica del genio musical de Mozart: la sinfonía 40°. Alegre y tranquila, precipitada a momentos. Un acompañamiento perfecto para cuando se quiere estudiar o simplemente, para escuchar con los ojos cerrados y los oídos bien atentos.

Es imposible olvidarse de Vivaldi como uno de los contribuyentes más relevantes para el género clásico. De él, tenemos como muestra la que tal vez sea su composición más famosa a nivel mundial, “Las cuatro estaciones”, que se compone por cuatro conciertos diferentes.

Para finalizar con este artículo, queremos que disfrutes de la melodía de un músico más actual, que es más que seguro que ya conozcas. “Requiem for a dream”, es un buen ejemplo de las mejores canciones instrumentales de los últimos tiempos, oscura y llena de notas siniestras interpretadas por chelos y violínes. Parte del sountrack de una película con el mismo nombre y usada para la edición del trailer de la segunda parte de la trilogía “El señor de los Anillos”; esta canción es una de las más impactantes en el cine.


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)

comments powered by Disqus